El Racing Valverdeño se trae un punto del derbi comarcal ante el Olivenza

Los valverdeños están perdiendo a jugadores importantes por lesión. A José Mari y Jesús, hay que añadir ahora Antonio

Javi evitó el gol en la ocasión más clara del Olivenza
FÚTBOL

Un punto más para el Racing Valverdeño, en esta ocasión en Olivenza en un intenso partido pero poco vistoso que acabó con empate a cero y con un claro protagonista, el colegiado que acabó mostrando 13 amarillas y 4 expulsiones. Lo mejor fue del partido fue la actitud de la afición del Racing Valverdeño, que se desplazó en masa a la localidad vecina para animar y apoyar a su equipo con cánticos, gritos y aplausos que sin duda motivaron a sus jugadores.

Los de Juan "Pegote" logran una racha de tres choques sin conocer la derrota, con dos empates y una victoria. El juego del equipo, y lo más importante, la actitud, han cambiado por completo y ya saben cuál es el camino a seguir para intentar salir de los puestos de descenso. Actualmente ocupan la decimonovena posición, a seis puntos de la salvación.

Datos del partido

El partido se disputó en la Ciudad Deportiva de Olivenza ante un gran número de espectadores, alrededor de 400, muchos de ellos de Valverde de Leganés. El terreno de juego presentaba un mal estado.

Olivenza: Ciga, Chinda, Capa, German, Aton, Peka, Pitu, Pedro (Monchu, 59'), Juanjo, Borja (Fau, 76') y Domi (Fran, 68').

Racing Valverdeño: Javi, Miguel, Michel, Borja Romero, Capa, Antonio (Kiko, 73'), Josu, Borja Bravo, Nico, Alex (Botello, 60') y Cruz (Cruz, 71').

Dirigió el encuentro el colegiado Salcedo Pampón, asistido en bandas por Carnerero Basco y Vera Sanguino. Regular el trío arbitral, mostrando un exagerado número de tarjetas en un encuentro que no fue tan antideportivo como lo demuestran las tarjetas. El colegiado no ayudo a la continuidad en el juego señalando continuas interrupciones. De los locales amonestó con amarilla a Aton, Peka, Domi, Pedro, Ciga, Fran, Monchu; y expulsó a Peka (doble amonestación), Monchu (doble amonestación), con roja directa por intento de agresión a Pitu, y al segundo entrenador. De los visitantes vieron amarilla Javi, Michel, Botello y Kiko.

Se guardó un minuto de silencio por el fallecimiento de Daniel García Mauricio, jugador prebenjamín del San Miguel de Plasencia.

El resultado final de empate a cero fue claro reflejo de lo vivido en el terreno de juego. Dos equipos más preocupados de no fallar para no ceder ocasiones claras y con poca calidad a la hora de crear jugadas que les acercasen al área rival. Las primera ocasiones fueron tiros lejanos en los que unas veces la mala puntería oliventina y otras el palo o Javi, evitaron los goles.

Ocasión clara para los valverdeños, falta lejana botada por Borja Romero cuyo rechace lo recoge Cruz para disparar fuerte al pico de la escuadra. Y de ésta a la más clara para los locales en una rápida contra en la que Domi se lleva el rebote ante la salida de Javi y su disparo sin portero es despejado por Miguel bajo palos. El otro acercamiento visitante en una falta de Borja Romero muy flojita sin problemas para Ciga.

Con todo por decidir se llegó a los últimos 45 minutos. Los valverdeños apretaron en estos minutos, mucho más serios e intensos buscando la victoria. Las dos primeras en las piernas de Alex y Miguel con tiros lejanos, poco después otra contra de Nico que cede a Cruz pero el tiro de este se va al lateral de la red.

En el 64', gol de los valverdeño tras un gran cabezazo de Antonio, el colegiado lo anula por fuera de juego. Minutos de desconcierto y sin juego alguno, boleones tras boleones para despejar las ocasiones sin concretase ninguna jugada clara de cara a gol.

Hubo que esperar hasta los últimos cinco minutos para vivir las ocasiones más claras del encuentro y toda la polémica final. Primero la tuvo el conjunto de Enrique Cuello, un saque de banda lanzado desde unos 20 metros más adelantado de donde salió el balón era aprovechado por Monchu para plantarse mano a mano con Javi, su tiro los despeja el meta valverdeño salvando el gol. La respuesta en una gran jugada de Nico, se va por la línea de fondo en su jugada favorita de varios rivales realizando el pase de la muerte y Mendy con todo para chutar y marcar no logra golpear el balón. Aquí se acabó el fútbol.

En el primer minuto de descuento, Peka hace una peligrosa entrada a Nico que se saldó con la segunda amarilla y su correspondiente expulsión. Tres minutos después una disputa entre Kiko y Monchu era saldada con amarilla para ambos, pero el jugador oliventino se dirigió al colegiado mostrándole la segunda amarilla y el camino de los vestuarios. Y en la última jugada del encuentro, Nico logra irse de Pitu y éste le lanza un puñetazo sin llegar a golpearle, roja directa.

Finalizó el encuentro desatándose la furia en la afición local que valoró la actuación arbitral como nefasta y muy perjudicante para los suyos. Varios jugadores increparon la salida del trío arbitral teniendo que ser agarrados, incluso algún aficionado también lo intentó. La Guarda Civil tuvo que mediar para evitar males mayores.

Lo peor del encuentro para los valverdeños es que hay que añadir a las graves lesiones de José Mari y Jesús (lesionado en el entrenamiento del pasado viernes con una rotura de tobillo) la de Antonio, que tuvo que ser sustituido sin poder apoyar su pierna derecha por una lesión en el muslo.

Con este encuentro finaliza la primera vuelta y a los valverdeños les espera un duro y difícil camino de cara a la salvación. Ahora el parón de Navidad hasta el próximo día 5 de enero en el que los valverdeños visitarán el Nuevo Vivero para medirse al Badajoz.