Equipo titular en Moraleja / L.G.

Fase de ascenso A pesar de la derrota, los racinguistas están orgullosos de vosotros

El Moraleja sentencia la eliminatoria en el partido de vuelta por la vía rápida, endosando un contundente 4 – 0 al Racing Valverdeño

Fernando Negrete Sosa
FERNANDO NEGRETE SOSA

El Racing Valverdeño dejó escapar vivo al Moraleja en el partido de ida, y lo terminó pagando en el de vuelta en el que los moralejanos demostraron porqué fueron el equipo más goleador de toda la Primera División Extremeña, y endosaron un contundente 4 – 0 a los hombres de Juan Pegote, que hicieron una muy mala segunda parte con la que se esfumó el sueño de subir.

4 Moraleja

Luis; Alcón, Ismael, Víctor (Iglesias, min. 57), Vadillo (Andrés, min. 81), Eduardo González Santos, Carlos Antonio, Eduardo González Martín (Saúl, min. 71), Peral, Rivero (Alberto, min. 76), y Arroyo (Gaspar, min. 67).

0 Racing Valverdeño

Alejandro Murillo; Roberto (Llera, min. 77), Javi González, Botello (Silverio, min. 82), Luis Trasmonte, Jona, Lauri (Alejandro Güera, min. 82), Antonio Manuel, Víctor Aguinaco (Sansi, min. 63), Manu y Javi Blanco (Mendy, min. 71).

  • Goles 1 – 0 Vadillo (47'); 2 – 0 Vadillo (52'); 3 – 0 Iglesias (68'); 4 – 0 Gaspar (77')

  • Árbitro Espada Torrijos, asistido por Vázquez Gómez y Martín García. Amonestaron al local Víctor; y al visitante Javi González.

  • Incidencias Campo de la Vega de Moraleja.

No empezó bien el día para los valverdeños ya que uno de los autobuses que viajaban hasta la localidad cacereña se averió y tuvo que volver. Motivo que obligó a retrasar el encuentro hasta las 20.15 horas, 45 minutos más tarde de la hora prevista.

Buen inicio

A pesar del retraso, los de Juan Pegote salieron muy concentrados en los primeros minutos, con las líneas muy juntas, frenando al Moraleja a sabiendas de que iban a apretar mucho en su campo, con su afición. Los locales dispusieron de un par de ocasiones aisladas, sin mucho peligro, mientras que los visitantes tuvieron algunas claras, en las que volvieron a demostrar su falta de puntería. En especial una triple ocasiones, primero de Manu que el portero Luis despejó, el rebote le cayó a Lauri que dispara y un zaguero repele, y el nuevo rechace le favorece de nuevo a Manu, que vuelve a chutar y otro defensor saca el balón sobre la línea.

Algunos aficionados valverdeños / L.G.

Fueron unos buenos minutos para los de Valverde, con una presión alta y con llegadas que no finalizaron. Otra clara fue una jugada por la derecha que acabó un pase de la muerte con el balón paseándose por toda la línea de portería sin que nadie llegara para rematarlo.

Todo cambió en el segundo periodo. Los de Ulyses Pascual olieron sangre con un Racing Valverdeño algo más relajado y destrozaron al equipo, gracias a una gran efectividad goleadora. A los pocos minutos de la reanudación, el extremo izquierdo se marcha de varios defensores y su centro fue aprovechado por Vadillo para inaugurar el marcador.

Debacle

El gol sentó como un jarro de agua fría para los valverdeños, que habían desaprovechado en ambos partidos numerosas ocasiones y ahora se venían fuera de la eliminatoria. Fueron al ataque, pero lo hicieron de forma desordenada, lo que aprovecharon los locales para sentenciar a la contra, con rápidas jugadas que fueron finalizadas por Vadillo, con su segundo gol, Iglesias y Gaspar.

Aficionados en Moraleja / L.G.

Fueron unos muy malos 45 minutos del equipo, que tiraron por borda todo el trabajo del partido de vuelta y de la ida.

Con este resultado se acaba la temporada para los de Valverde de Leganés, que, a pesar de ser eliminados, han finalizado luchando por volver a la Tercera División una vez más, algo que a mediados de la temporada parecía inalcanzable. Pero el equipo volvió a responder y, a pesar de las complicaciones, tiró de orgullo y garra para finalizar el campeonato entre los cuatro primeros. Finalmente, el Moraleja ha demostrado más contundencia goleadora, algo que lleva echando en falta el Racing durante las últimas temporadas y para lo que habrá que trabajar para las futuras, con algunos fichajes y con mucho trabajo.

Ahora toca descansar y lo antes posible, comenzar a planificar la temporada 2022 – 2023 en la que seguro que el equipo vuelve a luchar por sus objetivos.